Dualidad y Alquimia
Comment 1

¿Qué te impide ser tú misma?


Eso me pregunté.

Con el silencio, se asomaron otras preguntas: ¿en qué momento dejé de ser? ¿Me cohibí? ¿Cómo me bloqueé?

Cuando permití que el ruido de afuera fuese más fuerte que mi propia voz.

Cuando el qué dirán condicionara lo que yo tenía que decir.

Lo que quería compartir…

Cuando el abandono y el rechazo de gente que amé me hiciera encerrarme en mí. Tan en mí que no supe conocerme, entenderme, aceptarme.

Me paralicé.

Dejé de dar y de recibir.

Y más terrible aún, paré de crear. Y sin creaciones, ¿qué somos?

Caí en la madriguera del conejo de Alicia, encontrando tanta inspiración y belleza en las vidas ajenas que no reparé en adornar la mía. Empecé a compararme, a alimentarme de tips, clases, ebooks, stories y “mejor lee esto antes de que te lo pierdas” que no apliqué el mismo cuento a las redes sociales como lo hacía en la vida real.

Moderación, límites, sustancia.

Entendí a Beyonce y Jay Z, comprendí su fórmula de trabajo y por qué son tan venerados.

Comprendí lo que decían expertos que el 80 % de los usuarios consumen contenido del sólo 20 % que los crea. (Tal y como ocurre con otros aspectos materiales y económicos de nuestras sociedades.)

Y busqué aplicarlo a mi trabajo, pero más importante, a mi vida.

Supe ver el camino del artista y hace pocos días, escogí atravesarlo en esta ocasión.

Sin importar lo que eso implique. Sin riesgo no hay transformación.

Regresar a la esencia es imperativo.

¿Qué te impide ser tu misma?

Despójate de las capas que no son tuyas, perdona, perdónate y si no la conoces, si hoy te es ajena, si te es necesario: comienza de cero.

No le temas al inicio, la destrucción, el eclipse, la evolución.

Si eres el obstáculo que te detiene de avanzar, hazte a un lado.

Libérate.

Por más aterrador que suene, por más confuso que sea el después.

Recuerda que sólo así, dejando ir una parte de ti que no te sirve en el presente, podrás respirar aire limpio de nuevo.

Podrás crear y…crearte.


El chakra sacro representa nuestra energía creadora, “Shakti”, lo femenino tanto en un hombre como en una mujer. Si sientes un bloqueo creativo, mucha sensibilidad que te paraliza o agobio por actuar (parálisis), regresa a tu centro. Confía en tu capacidad creadora y en lo que te hace vibrar. 

Ejercicios para balancearlo

  • Usa prendas color naranja y come alimentos de ese color (zanahorias, calabazas, mangos, etc), semillas de sésamo y nueces, entre otras, para activar esta energía.
  • Escucha o baila al ritmo de música oriental, fluida, sensual de tu preferencia.
  • Mis aceites esenciales favoritos para este chakra son el sándalo y la vainilla pero he visto y doy testimonio del gran poder del ylang-ylang, incomparable, en varias terapias alternativas.
  • Explora tu sensualidad (ligada o no al sexo) y atrévete a sentirte, emocionarte, crear.
  • Trabaja con cristales como la piedra luna, el ámbar o el ágata cornalina.

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s